INFRAESTRUCTURAS

Castilla y León se queda sin trenes AVE a partir del 20 de enero

imagen
Foto: Rastrojo [CC BY-SA 3.0], via Wikimedia Commons

Renfe quita de momento los trenes AVE -que alcanzan 300 kilómetros por hora- de Valladolid, Segovia, León y Palencia. Esto no significa el fin de la alta velocidad en la Comunidad. Todavía quedan trenes Alvia y Avant.

Jesús María López de Uribe / ileon.com/eldiariocyl | 07/01/2020 - 11:08h.

Castilla y León se queda sin trenes AVE a partir del 20 de enero. Es en esa fecha cuando desaparece la opción de compra de los billetes de los dos trenes AVE en la web desde León, Valladolid, Palencia y Segovia. Esto no significa que estas capitales se queden sin alta velocidad, puesto que todavía prestarán servicio los trenes Avant y Alvia, pero el AVE es el más rápido, que alcanza los 300 kilómetros por hora. La Operadora 'bloquea' los trenes de alta velocidad de toda la línea entre Madrid y León. Es decir, los quita "de momento".

Los leoneses habrán podido disfrutar de la alta velocidad a trescientos kilómetros tan sólo durante unos seis meses desde que en julio de este año se pusieran en marcha con frecuencias de tiempo de una hora y 57 minutos y dos horas y cinco minutos tras finalizar las interminables pruebas del sistema de seguridad ECTS nivel 2. En Valladolid, Palencia y Segovia también se han quedado sin ese servicio, que funciona dos veces al día y conecta las ciudades entre sí y con Madrid. Un ejemplo. Valladolid-Madrid está a algo más de 50 minutos en AVE, a 1 hora y 5 minutos en Avant y a 1 hora y 16 minutos en Alvia.

La operadora ferroviaria defendió enérgicamente el 20 de diciembre que no se iban a retirar los dos trenes AVE de la línea de León, tras sustituir "por cuestión de mantenimiento" durante unos días las salidas de las 7.10 de la mañana y la de las 17.35 de la tarde con convoyes Alvia y que era una cuestión puntual que no se repetiría.

Al menos, según aquel escueto comunicado en los próximos dos meses, tras una información de Diario de León que afirmaba que había retirado los AVE. Una noticia que se leyó ese mismo día en un tren de esas características de primera categoría y que la compañía de transporte ferroviario se mostró presta a desmentir asegurando que sólo los días 16, 17 y 18 de diciembre se habían realizado cambios "por motivos de mantenimiento" y que no volvería a pasar "al menos en los dos próximos meses".

La explicación de la operadora ferroviaria —inmersa ahora en la implantación de la marca de alta velocidad de billetes baratos con la marca Avlo que entrará en funcionamiento en abril en la línea de Madrid a Zaragoza y Barcelona— es que en realidad lo que se produce es que "se bloquea" la venta de billetes de trenes AVE en la línea entre Madrid y León "por una modificación del tiempo de revisión del AVE que puede afectar a la rotación del material".

Según fuentes del Gabinete de Comunicación de Renfe consultadas por ILEON.COM "es cierto que a partir de esa fecha los usuarios no pueden comprar billetes para trenes AVE. Es posible que se vean modificaciones del servicio porque puede tener variaciones, pero eso no significa que se retiren del servicio y en próximos días pueden volver a aparecer las compras".

El pasado sábado 28 de diciembre los viajeros tuvieron que conformarse de nuevo con un Alvia. "El tren es considerablemente peor, se ha montado un buen lío con el cambio de asientos porque la distribución no es igual y el billete a precio de AVE", explicaba un usuario, que además remataba explicando que la situación se había vuelto tan ridícula que "los números de los vagones van pintados con rotulador azul. ¡Por favor!".

Ese tren Alvia debería haber sido un AVE. Al final Renfe no cumplió ni siquiera con lo de no volver a cambiar los AVE por Alvia durante los días de mayor afluencia de viajeros en esta época navideña. Y lo peor es que hay fuentes oficiosas de la compañía que despachan este asunto reconociendo que la liberalización hará que sea "muy probable" que "León no cuente con AVE todos los días". Apuntando además que "lo lógico es que cuando las líneas tienen pocos viajeros (500.000 la de León) y otras millones se lleve el mejor material a la que de verdad rinde porque allí se puede ganar más dinero".

Poco más de medio año ha durado la alta velocidad a trescientos de máxima y con unas dos horas de trayecto de León a Madrid como servicio público diario. Y eso con el Ministerio de Fomento defendendiendo que el AVE llegaría a Asturias cuando también es otro flagrante engaño, ya que no puede (ni podrá) circular más allá del intercambiador de Campomanes en Pola de Lena por tener ejes fijos para ancho internacional mientras que la línea de Asturias seguirá siendo de ancho ibérico según las previsiones de Adif.

La primera consecuencia de la liberalización del tráfico ferroviario se hará sentir a partir del 20 de enero cuando al retirar los AVE de la circulación diaria entre León y Madrid comience a eliminarse poco a poco la política de servicio público ferroviario en las zonas más despobladas y pobres con la entrada e imposición de la estrategia de que el 'low cost' y la alta velocidad de máxima calidad sólo ha de ofrecerse para las zonas más ricas y pobladas del país, porque de ellas puede recaudar más que en la España abandonada.

Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad